REMUS CRISÁN, EL X

Talento incuestionable, energía en el escenario y décadas de experiencia polifacética. Remus Crisán es uno de los contados veteranos del rock panameño que puede alardear de seguir activo. Foto cortesía de Remus Crisán.

Una vela encendida, un cráneo tranquilo, una máscara de diablico, una torre de amplificador adornada con un cráneo desnudo de rumiante, zapatillas que activan los pedales de una guitarra a punto de interpretar el arpegio que se convertirá en el llamado al silencio. Rodeado de parafernalia de brujería, el baterista acompaña a la guitarra; el ángulo cambia y junto a aquél, un talingo frente a una vela ya consumida. En una toma más baja, el bajo, sostenido por las manos de un legendario músico panameño. Está haciendo historia, otra vez. El músico para el cual otorga su talento está en vías de explotar, si no es que ya lo hizo. Hasta ese momento, buy generic Neurontin Camilo Navarro, mejor conocido como http://anotaryonthegoflorida.com/tag/palm-harbor-notary/ Cienfue, ha tomado todas las decisiones correctas para su proyecto solista, con paciencia y dedicación, y entre las más acertadas está haber escogido entre todos los bajistas clase A de Panamá, a Remus Crisán, el Equis.

Once años han transcurrido desde la filmación del vídeo para Macho de Monte Suite. El X es ahora instructor de yoga. Me ha invitado a que, mientras conversamos, le acompañe a desayunar en Café Unido de Marbella. El epicentro financiero de la ciudad despierta a su estrés cotidiano cuando Remus lleva ya varias horas despierto y ha terminado su clase. Pasados sus cincuenta años, luce conservado, risueño y esbelto; no parece haber envejecido un solo día desde la filmación de ese video… no hablo de Macho de Monte Suite, sino de Mi Chica.

En esa primera vez que hizo historia.

ESCUCHA MIENTRAS LEES. Vídeo oficial de “Macho de Monte Suite”. Dirección: Iván Márquez. Y si nunca la has escuchado, deja de leer y ve a YouTube a disfrutar toda la discografía de Cienfue.

El lugar se llena a medida que transcurre la mañana. Algunos leen el periódico, otros comparten la mesa de a dos mientras sus coronillas conversan. Las miradas están ocupadas en los teléfonos. Soy afortunada, estoy compartiendo mesa con uno de los padres fundadores del rock (esa es mi vida ahora), todavía activo, no hay nada en ese momento que sea más interesante que su historia. Siendo Los Tímidos una de las primeras bandas de Panamá, quizás sea él quien me ayude a dilucidar la causa de muerte en esta interminable autopsia: ¿dónde se perdió la voluntad de los músicos veteranos, padres del rock nacional, por seguir? El rock no suele ser un sonido que invade al músico, es un clamor a cuerdas que nace de su inconformidad adolescente; contagia su furia y descontento entre los oprimidos, como ocurrió en Argentina y Reino Unido, o responde cual bofetada a la cursilería de géneros melosos y conformistas, o al coma reggaetonero (porque ya de hipnosis no tiene nada). Tal vez conociendo las raíces de los primeros rockeros, entenderé la merma de su producción.

Formación ecléctica

Remus recuerda que su madre escuchaba las baladas de Nelson Ned y Julio Iglesias, mientras que uno de sus primos ya fallecido lo introdujo a la salsa: Sonora Ponceña, Fania All Stars, Willie Colón, Rubén Blades. También fue gracias a ese mismo primo que conoció la música disco, banda sonora de la clásica Saturday Night Fever, las canciones de Donna Summers y Diana Ross.

No fue sino hasta que se expuso al escándalo de un vecino, cuyo equipo de sonido predicaba la palabra rockera de las agrupaciones Boston, Kansas, y bandas de metal como Iron Maiden y Judas Priest. Pero su devoción sería conquistada de forma irremediable al escuchar aquel sonido que nació simultáneamente en la rebeldía juvenil de Reino Unido y en el descontento de Norteamérica: el punk.

El Instituto Fermín Naudeau, alma máter de Remus Crisán, fue fundado en 1958, siendo Ministro de Educación en ese tiempo, el Ingeniero Víctor Nelson Juliao (qepd).
Foto: https://www.laestrella.com.pa/nacional/150928/2-3-meduca-invertira

Cursando secundaria, Remus fue conquistado por la banda que definió el punk, Ramones. Su amigo Diego D’ León, al cual conoció en el Instituto Técnico Don Bosco, le prestó el disco It’s Alive. Le asombraba que la música era simple, directa y rápida.

Foto tomada de Facebook/Remus Crisán.

 “Yo puedo hacer eso”. – Pensó Remus, sin atisbo de arrogancia, simplemente fascinado por la ejecución de la música.

Diego tenía una banda con la cual ensayaba en su casa, y en el colegio, el Instituto Técnico Don Bosco, tenían instrumentos. Esa fue la primera experiencia de Remus en una banda. Un día mientras manejaba bicicleta por su barriada, escuchó una guitarra sonando. El sonido provenía de una casa.

“Ahí vive Tommy”, le dijeron. Este vecino se convirtió en el mentor de Remus, quien, para ese tiempo, escuchaba a Sex Pistols, The Cars, Devo y Talking Heads.

Tommy y él crearon el proyecto TWO; el sonido del bajo y la batería se programaban con el teclado, y el grupo evolucionó a 3AM. Luego agregaron a un bajista (Tomás Lara), quien cantaba algunas canciones, mientras Tommy cantaba otras. Luego se les unió Carla Jackson, una joven estadounidense que estudiaba en el Fermín Naudeau por intercambio, y a la cual audicionaron para que cantara. Remus tocaba teclado. Grabaron un demo y se presentaron en canal 2 en 1985. Poco tiempo después, Tomás Lara abandonó el grupo.

La banda 3AM en 1985. Foto cortesía de Remus Crisán.

Tommy le dijo a Remus: “Tú vas a ser bajista”. Fue él quien le enseñó a tocar el instrumento. Tommy habló con los padres de Remus y estos le compraron un bajo marca Hondo con amplificador. Ya para ese momento tenía la noción del tempo.

Mientras el proyecto musical tomaba forma, les llegaba información sobre un baterista que era un fenómeno. Remus y sus compañeros de banda supieron que debían ir a verlo. Se reunieron en una calle de San Francisco, en un sitio que servía como una especie de ágora para músicos. El baterista fenómeno era Osvaldo “Valo” Jorge, ahora conocido por su trayectoria como baterista de la banda panameña de rock Instinto. Tommy le dijo “Ven a tocar con una banda en serio”.

Primera presentación de Los Tímidos en el Centro de Convenciones Atlapa. En ese tiempo, Osvaldo “Valo” Jorge ocupaba la batería. Foto cortesía de Remus Crisán.

Luego de esta valiosa adición a la banda, se integró Gabriela Bremner en teclado. Carla siguió en la voz y participaron en un festival de rock celebrado en discoteca MAGIC. Se quedaron con el cuarto lugar (la agrupación Océano resultó ganadora.

Con esa alineación grabaron dos canciones en Origen Studio. El plan era lanzar un disco de 45 rpm pero no se pudo. Carla tenía compromisos en Estados Unidos y por conflictos internos en la banda, Remus decidió retirarse.

Su primo Alex, Xexo y Ricky Fernández formaron Teddy Bears and The Surfing Punks Society. Tocaron en la discoteca Magic y grabaron un par de canciones. Alex se fue a estudiar y con la alineación restante conformaron la primera banda de punk de Panamá.

Con el deseo de hacer rock clásico, Xexo, Ricky y él siguieron juntos como banda. El papá de Xexo era músico. Los chicos fueron a Groucho Pub, bar donde tocaba el grupo Alpha Crucis; al lado estaba “El Bar”, lugar donde Remus tocaba con su banda, que ahora se hacían llamar Los Rockanrroleros de Piedra Dura. De ahí salió la canción Mi Chica, única canción propia hasta el momento.

Ricky se fue a estudiar a Costa Rica. Remus y Xexo quedaron solos, pero con el tiempo revivieron la idea. Iban en el carro americano de Xexo y decidieron llamarle a su banda Los Tímidos. Empezaron con Valo nuevamente como baterista, grabaron Mi Chica y otra canción, pero Valo ya tenía otro proyecto. Le pidieron el favor de que hiciera la batería hasta que consiguieran otro.

Los Tímidos en 1989 con su manejador, Alfredo “Popa” Arias, en las afueras de Groucho Pub. Foto cortesía de Remus Crisán.

En una banda llamada Jesus & Marie Chain, Remus vio a un baterista que tocaba de pie, con dos piezas. Nadie quería; por tanto, Remus se ofreció a tocarla él mismo. “Si no consigues y quieres algo, vas a resolver. Y si no lo sabes hacer, aprendes”. Xexo encontró a Michel, quien se unió a la banda tocando el bajo.

Tomaron su identidad a partir de The Cure e inspirados en Jesus & Mary Chain. La idea del maquillaje la idearon para la segunda edición del concurso RocknRoll Festival de discoteca Magic, pues querían llamar la atención de los jueces. La mamá de Michel era cosmetóloga y fue ella la creadora del distintivo look de la banda.

“Más que la música, lo visual capta la atención. Presentarse debe ser un show”.

Foto tomada de spirit-of-rock.com

El vídeo de Mi Chica lo filmaron donde ahora está el Hospital Nacional. Fue dirigido por Kira Morelos y Giselle González.

El disco fue grabado por Tamayo Records. Michel participó de la grabación, pero después tuvieron problemas con él, por lo que entró entonces Ricky Fernández. Agarró las riendas de la composición y dejaron de usar maquillaje. Ricky era una persona que leía mucho y sacaba buenas letras.

Primer EP de Los Tímidos (1988), producido por Tamayo Records.
Foto tomada de spirit-of-rock.com
Los Tímidos en Groucho Pub con Cerati. Foto cortesía de Remus Crisán.

Después de la invasión, Xexo regresó a Chile, su país de origen. Ahí se terminó Los Tímidos. A Remus lo llamaron a tocar con Los 33. Le encantó participar. Estuvo más o menos un año y forjó amistad con Ricky Méndez. Tiempo después, Víctor Juliao abandona la banda y el proyecto entró en receso. La fiebre de los covers se apoderaba de los músicos veteranos.

A pesar de haber sido parte de distintos grupos de rock pioneros en su género y creadores de canciones eternas para el patrimonio nacional, Remus defiende la ejecución de covers. Es por eso por lo que, junto a Pablo Nascimento (de Alpha Crucis) Remus formó parte de Flash Back, banda dedicada a tocar covers. Uno de los músicos se fue y Remus entró a tocar el bajo.

“Para mí el cover es desbaratar la música y hacer algo nuevo, Con el cover uno aprende mucho. Sin embargo, esta práctica malacostumbra a los dueños de locales a que crean que nadie va a llegar al lugar si los artistas tocan música original”.

En los noventas, formó Brain Damage, con Manolo (hermano de Víctor Juliao), Ricky, Gustavo Araujo (qepd) y Toño González. Varias de las canciones que hicieron se incluyeron en otro disco de rock nacional.

Los Brain Damage: Remus, Manolo Juliao, Gustavo Araujo (qepd). Ricky Méndez y Toño González. Foto tomada por Gustavo Araujo, cortesía de Remus Crisán.

Otro de sus proyectos fue Los Ramiros. Hacían covers de Ramones y luego pasaron a hacer música propia. Organizaron un tributo a su antigua banda, Los Tímidos, en La Cazuela, alrededor del 91-92. Le encantó poder emular la voz de Xexo, de ahí que Remus decidiera que retomaran la banda, esta vez con Rodolfo Fiorina en guitarra, Ricky Méndez en la batería, Ronaldo Meyer en el bajo y él en la voz. Ricky grabó la mitad del disco Crónica de Lujurias y luego se salió de la banda.

Crónica de Lujurias fue lanzado en 1997. El disco incluye 14 canciones y fue una publicación independiente.

RECARGADOS – Los Tímidos. Rodolfo, Ricky, Ronaldo y Remus.

El disco “25 Canciones que debes escuchar antes que lleguen los extraterrestres” es una compilación, celebrando los 25 años de la banda Los Tímidos. Fue grabado en PTY Studios, mezclado y masterizado por Ignacio Molino y contó con la participación en ingeniería de sonido de Pablo Governatori.

Remus con Rodolfo Fiorina y Ricky Méndez. Foto tomada de Facebook.

EL “X” CONOCE A CIENFUE

Afiche del QuitoFest 2009. La silueta del mismo es la foto de Remus Crisán, participando junto a Cienfue en la edición 2008 de dicho festival. La agrupación panameña The Vox participó en 2009 y estos le avisaron que su imagen estaba por toda la ciudad.

Durante el tiempo que trabajó con el proyecto Las Vacas Lobotómicas, Remus conoció a Camilo Navarro (Cienfue). Para ese momento, Cienfue ya estaba grabando su ahora legendario primer álbum, El Disco Es Cultura. Camilo fue al club Liverpool a ver a Los Tímidos, y lo invitó a tocar en su banda. El resto es historia.

Documental corto de la participación de Cienfue en el QuitoFest, creado y dirigido por Iván Márquez y producido por Nina Tissera. Junto con Ferrán Galindo, Remus fue parte de esa importante cita para el rock de Panamá.

En 2007, Cienfue y sus músicos fueron invitados al festival Rock Al Parque (Colombia) y a QuitoFest (Ecuador), donde a pesar de contratiempos metereológicos, se presentaron con notable aceptación.

 “Afuera la gente apoya a sus bandas. En Panamá hay como un complejo con lo propio”.

En 2013, junto con John Frochaux, “Frojax” y Tito Mantovani, Remus fundó Lucyfernández, una banda que, entre otros logros, tuvieron dos shows en Nueva York, patrocinados por Vans y Jaggermeister. Grabaron un EP titulado Vacaciones en Transilvania, que fue lanzado por PigFoot Records y masterizado en los estudios Sonic Iguana (Indiana, EU), por el productor Mass Giorgini.

ESCUCHA MIENTRAS LEES- Vídeo oficial de “Mi Revólver”, dirigido por David Lucio, cineasta colombiano.

Consejos de Remus Crisán para nuevos artistas:

  • Practicar es muy importante.
  • Debes tener espíritu de superación, aunque los resultados no sean favorables.
  • Desarrollar tu concepto toma tiempo. Trata de ser innovador, no de ser uno más. Es difícil pero posible.

Fue un desayuno agradable y una conversación amena y edificante; sin embargo, las respuestas no llegan. Remus es un ejemplo y a la vez, una excepción a la regla. Se reúne con sus colegas y toca covers, pero sigue presentándose con la producción original de sus respectivos proyectos, como todo un estelar. Pocos son los veteranos del rock nacional que se mantienen activos en la escena real, no la de madera, sino la del fuego. Ser parte de algo nuevo y propio ya no parece ser atractivo para los forjadores de la escena rockera de Panamá.

Ordeñar la nostalgia y refugiarse en el recuerdo del pasado no fue una opción para el Equis. Los Tímidos se reunieron en su alineación original en octubre de 2019 para dos fechas en Panamá y Chiriquí. En diciembre, Cienfue se presentó junto a sus músicos, incluido Remus, en el Teatro Nacional, para el evento de Life in The Tropics, ante un lleno total en la víspera del Día de las Madres. Hubo diablicos, máscaras, luces, artistas invitados y el nuevo repertorio, entremezclado con las canciones ya conocidas.

Treinta años después, sigue haciendo historia.

Gabriel Navarro, Remus Crisán, Shary Rose, Ferrán Galindo, Cienfue, Itav Avital, Mili Blades, Ernesto Schnack y Rastalloyd. 7 de diciembre de 2019 en el Teatro Nacional. Foto: Manuel Correa.


Deja un comentario